Ética y Bancos ¿Puede existir relación?


 
banca_etica-400x3001[1]




Por Yoskira Cordero

La crisis económica internacional del 2008 y otras que ha destacado informes de GAO (United States General Accounting Office) donde sólo entre 1990 y 2001 se contabilizan “14 crisis financieras”, ha sido insumo para repensar la razón de ser de los bancos y la praxis en la gestión del dinero. la “crisis subprime” que impacto desde 2007 a Estados Unidos, con “pérdidas record 348.000 millones de dólares USA las reconocidas, pero se estima pérdida total para el sistema financiero de al menos 1200.000 millones de dólares USA” (Lietaer B, et al: 2008).

El impacto en términos financieros es millonario pero en términos de bienestar de los ciudadanos las consecuencias tardan décadas. Cuando se analizan las crisis bancarias, los discursos giran en torno, la corrupción contable, financiamiento de actividades de sospechosa legalidad o de aceptación social, engaño en los procesos administrativos y legales, evasión fiscal entre otras prácticas no positivas, ambición excesiva. Pero todas estas acciones es la expresión de comportamiento no ético.

Un ejemplo interesante de quiebre bancario en la historia bancaria que dejo sin bancos a Francia hasta aproximadamente 1800, fue la experiencia de Jonh Law en Francia entre 1717 y 1720 al promover el prestamo teniendo como garantías las tierras, pero prestando mas allá del patrimonio, y dio como resultado el quiebre del Banque Royale y perdida del bienestar de muchas familias de Francia.

Relacionar la ética con la banca no es nuevo, de acuerdo a Informe de FETS, se remonta a los años setenta y ochenta en Europa por los movimientos civiles como: el movimiento cooperativo, el antroposófico incluso la Iglesia, grupos de oposición a la Guerra del Vietnam e incluso los de oposición al régimen del apartheid en Sudáfrica, cuestionaban el destino que le daban los bancos al dinero. En Estados Unidos se expande un movimiento llamado Business Ethics, ética en los negocios, surgen publicaciones sobre el tema, se crean cátedras universitarias, institutos, fundaciones y asociaciones para disminuir los actos y acciones que afectan la paz, la salud, en general el bienestar de las personas.

Un banco es una empresa como cualquier otra, que tiene como principal objetivo obtener rendimiento financiero de sus actividades para financiar sus operaciones y mantenerse en el mercado. En general, durante siglos los ahorristas no cuestionan el destino del dinero que depositan en los bancos.

Actualmente todos los bancos tienen relación con la ética, pero desde dos acepciones que podrían pasar inadvertidas por semántica, “ética en la banca” y “banca ética”.

Ética en la Banca, esta presente en aquellos bancos que declara en sus objetivos organizacionales valores y normas de conducta, en “Manuales o Códigos de Éticas”. Pero sus objetivos financieros prevalecen sobre los sociales, y estos códigos se han convertido solo en una vía expedita para insertar nociones de ética la gestión del dinero.

Banca Ética, implica una noción integral en la filosofía de toma de decisiones del banco –interno y externo al banco-, se asegura que la gestión del dinero es para fines social, ecológicos, humanitarios, y solo es posible si conducta del personal es consistentes con principios éticos, como: alteridad, integridad, dignidad, responsabilidad, compromiso, cooperación. Intenta la compatibilidad entre rendimiento social y financiero. Se caracterizan por financiar inversiones socialmente responsables.

Existe evidencia de las manifestaciones desde hace décadas de la petición común pensar en las mayorías, pensar en aquellos que son perjudicados por la desigualdad económica, por ejemplo: desempleados, jubilados, inmigrantes, “los indignados”, y otros.

En Venezuela aún no existen bancos éticos (desde la definición que plantea) pero si ética en la banca, dado que todos los bancos en la actualidad tienen códigos de ética, en ellos se listan principios éticos para la conducta de los funcionarios bancarios, lineamientos para regular y controlar los capitales, publican balances sociales y además los contables, no es lejana la posibilidad de surgimiento de bancos éticos en Venezuela.

Nota: El presente artículo es parte de mi actual investigación doctoral.