LAS GRANDES MONEDAS de Reserva de la Economía Mundial


 
INVERSIÓN-EXTRANJERA




¿Qué es una moneda de reserva?

Aquellas monedas que son universalmente aceptadas en las transacciones económicas entre los países, generalmente, son también las escogidas por los bancos centrales para acumular los ahorros de una nación. Con estos ahorros, en caso de necesidad extrema, como la caída de los precios de los productos de exportación, las crisis económicas o los desastres naturales, los gobiernos podrían garantizar la importación desde otras naciones de los bienes requeridos para enfrentar la emergencia surgida. Estos caudales reciben el nombre de reservas internacionales y se hacen en ciertas divisas, llamadas monedas de reserva.
Ver artículo: http://www.monedasdevenezuela.net/articulos/reservas-internacionales-que-son-y-para-que-sirven/.

Usted y yo, amigo lector, podemos identificar este tipo de numerario imaginándonos en un viaje por todo el globo terráqueo y proveyéndonos de efectivo de varios países. Seguramente, con los billetes que podamos pagar en los diferentes destinos visitados, serán también monedas de reservas en el tesoro público de muchas naciones.

Las monedas de reserva asimismo sirven de unidad de cuenta y medio de pago de las mercancías más negociadas a nivel global, como el petróleo, el oro, los alimentos, las materias primas y las tarifas del transporte internacional. Esto quiere decir que el precio de estos bienes es marcado y pagado en las divisas que tienen esta categoría.

Otra manera de saber cuáles son estas monedas tan importantes es informarnos sobre la divisa patrón, es decir, aquel signo monetario al cual se relaciona la moneda local para determinar el tipo de cambio, y a través de éste tomar decisiones de política económica cuando su valor fluctúa.

Y después de todas estas pistas… Puede decirnos, amigo lector, el nombre de algunas de estas monedas.


Características de una moneda de reserva

Bueno, pero no cualquier moneda tiene el privilegio de tener este estatus, para ello una divisa debe cumplir ciertos requerimientos:

Aceptabilidad universal: Puede pagarse con ella cualquier mercancía a cualquier país.

Convertibilidad: Puede canjearse por otras monedas sin ningún inconveniente.

Estabilidad: Debe ser emitida por países reconocidos por su política económica exitosa y responsable, de tal manera de garantizar que su moneda no se vea afectada por cambios bruscos de valor, como los producidos por devaluaciones, cambios en las tasas de interés o la inflación.

El emisor de la moneda de reserva está obligado a manejar su política económica con transparencia, informando al resto del mundo de cualquier decisión que pueda afectar el valor de su signo monetario. Y, aunque es un privilegio tiene implícito un grado de responsabilidad enorme, pues sus decisiones en cuanto a política monetaria impactaran al resto del mundo.

dolar-euro-libra-yuan-580x288


Ventajas de emitir una moneda de reserva

• Cuando un país realiza compras a otros países debe pagar en una divisa, generalmente la moneda de reserva preferida del vendedor. Por lo cual el importador deberá proveerse de esta divisa y al hacerlo deberá incurrir en un costo de transacción. El emisor de la moneda de reserva, al no tener de procurarse otra divisa para el pago de sus compras con el resto del mundo, se ahorra este costo.

• El gobierno que pone en circulación una moneda de reserva puede emitirla en cantidades superiores a lo necesario para el buen funcionamiento de la economía interna. Siempre habrán otras economías que demanden estos dineros para hacer pagos al exterior, de mercancías o de deudas. Lujo que otras naciones no pueden darse sin causar inflación o devaluación de su divisa.

• Poseer una moneda de reserva, permite al país que la acuña apalancar sus déficit comerciales (cuando se importa más de lo que se exporta). Sólo tiene que generar más dinero para pagar sus importaciones excedentarias.

• Debido a estas y otras ventajas, las mayores economías del mundo buscan posicionar su signo monetario como moneda de reserva. Para lo cual necesitan que los otros países la acepten como tal y comiencen a hacer transacciones con ellas e incorporarlas a sus reservas internacionales.

mercado-forex-divisas


Las grandes monedas de reserva

El dólar estadounidense: Desde julio de 1944, cuando se celebró la Conferencia de Bretton Woods, se estableció al signo monetario de Estados Unidos como la principal moneda de reserva y acto seguido la mayoría de las naciones fijaron su tipo de cambio con respecto al dólar. Para junio de 2015 esta divisa poseía una participación relativa en las reservas internacionales de todos los países del globo de más del 60 %, de acuerdo al Fondo Monetario Internacional (FMI).

El euro: Las monedas y billetes entraron en circulación el 1º de enero del año 2002 y de inmediato heredó del marco alemán el segundo lugar como moneda de reserva mundial. Debido a la catastrófica experiencia de haber sufrido una de las peores hiperinflaciones de la historia, entre 1921 y 1923, el banco central de Alemania (el Bundeskbank), adquirió luego de la Segunda Guerra Mundial una reputación de férrea disciplina en la defensa del valor del marco, además de una total independencia del gobierno. Esta experiencia alemana sirve de base al Banco Central Europeo (BCE), encargado de gestionar la moneda única, el euro, como divisa de la Unión Europea (UE). Su participación relativa en la reservas internacionales mundiales para 2015 era de poco menos de 30 %.

La libra esterlina: Por muchos años (siglo XIX y parte del XX) ostentó el noble titulo de principal moneda de reserva, pero fue reemplazada por el dólar después de la Segunda Guerra Mundial. Actualmente ocupa la tercera posición, aunque muy lejos del euro y el dólar, con apenas un 4 % de participación relativa en las reservas del mundo.

El yen japonés: Aunque viene bajando su categoría de moneda de reserva, aun conserva el cuarto puesto. Sin embargo, de no presentarse un resurgir de la economía nipona en los próximos años, sin duda continuará perdiendo el protagonismo que una vez tuvo.

El franco suizo: Con la historia de su parte, muchos países del mundo mantienen reservas en esta moneda debido a su añeja solidez. Su uso como moneda de reserva no supera el 1 % del total global.

El yuan chino: El reciente anuncio del FMI de incluir al yuan como parte de su canasta de monedas de reserva (junto al dólar, el euro, la libra y el yen) a partir de este año 2016 y el hecho de que el gigante asiático aumente su influencia en la economía mundial año a año, ha hecho que progresivamente algunos bancos centrales de sus principales socios comerciales incluyan a la divisa china como parte de sus reservas internacionales, aunque esté lejos aún de amenazar las posiciones de honor tanto del dólar como del euro.
Ver artículo: http://www.monedasdevenezuela.net/articulos/el-yuan-chino-ya-puede-formar-parte-de-las-reservas-internacionales/

Las monedas de reserva cambian año a año su peso en la economía global, aumentando o disminuyendo su participación en las transacciones y en las arcas de los tesoros públicos. Eso depende del desempeño de la economía y la transparencia de las instituciones de los países emisores. Por lo cual, no deberíamos sorprendernos si a la vuelta de unos años sea el euro o el yuan la principal moneda de reserva o quizá cualquier otra divisa de algún país emergente con un crecimiento económico formidable.

¿A cuál moneda le apuestan Uds. para desbancar al dólar de su pedestal?


NOTA: Agradecemos la colaboración de éste artículo al Econ. Héctor Jiménez, @13CarpeDiem13

Leave a Reply